Asociación Pérez de Urquizar

De Cordobapedia
Saltar a: navegación, buscar

La protección civil como organización gubernamental tiene su aparición en España a principios de los años 80 con la creación de lo que hoy conocemos con el nombre de Agrupaciones Municipales de Voluntarios de Protección Civil, dependientes de las Administraciones locales. Estas agrupaciones desarrollan una labor de primer orden en la ayuda a los ciudadanos ante situaciones de emergencia, catástrofe o calamidad pública.

La Protección Civil en la provincia de Córdoba está constituida y representada por la Asociación Provincial "Pérez Urquizar". Desde que en 1983 comenzaron a funcionar las primeras Agrupaciones de Voluntarios de la provincia se ha prestado auxilio a los damnificados en las inundaciones registradas en Lucena y en la Vega del Guadalquivir, fundamentalmente en Posadas, Fuente Palmera y Palma del Río. También en la ocurrida en la barriada cordobesa del Guadalquivir, en donde se evacuó a la totalidad de los vecinos de las manzanas afectadas.

Por estos trabajos fue reconocida la labor de los Bomberos y de la Policía Local, pero tanto vecinos como autoridades se olvidaron de los dos días que los voluntarios de protección civil prestaron su desinteresada ayuda en la evacuación de personas y en la limpieza y retirada de lodos.

Los voluntarios también han trabajado en los incendios forestales antes de que se creara el Plan INFOCA y se le dotara de medios. Durante mucho tiempo los voluntarios de protección civil, junto a los pocos profesionales existentes en la provincia, se encargaron de las labores de información y prevención de incendios realizando en ocasiones tareas de vigilancia en plena sierra. También han participado en apoyo de los profesionales en la extinción de incendios urbanos, tanto en ciudades y pueblos como en polígonos industriales. O en trabajos de rescate de personas que han quedado aisladas o atrapadas en parajes inaccesibles de la Subbética cordobesa.

Especialmente memorable fue la participación de un grupo de 50 personas, especialistas en trabajos de riesgo, que se desplazaron al municipio coruñés de Muxía, en la Costa da Morte, con motivo del desastre del "Prestige" para con su solidaridad activa ayudar en la medida de lo posible en las ingentes tareas de limpieza del vertido del petróleo. Además de todo eso, realizan tareas de formación tanto para los propios voluntarios como en colegios e institutos y, en general, a cualquier asociación que se lo demande.

Principales editores del artículo

Valora este artículo

  • Actualmente2.14/5

2.1/5 (7 votos)