Basílica menor de San Pedro

De Cordobapedia
Saltar a: navegación, buscar


Portada de los pies de la iglesia de San Pedro, de Córdoba.

Basílica y parroquia situada en la Plaza de San Pedro (Córdoba) en el barrio al cual da nombre. También llamada Iglesia de San Pedro Apóstol

Historia

Se tiene constancia de la construcción de una basílica en este mismo lugar en el siglo IV llamada de los Tres Santos para albergar los restos de los mártires cordobeses Januario, Marcial y Fausto. Siglos después y tras la conquista de Córdoba por parte de Fernando III, entre finales del siglo XIII y principios del siglo XIV, se construye sobre las ruinas del antiguo templo, una iglesia dedicada a San Pedro.

A pesar de tratarse de una de las iglesias fundadas por Fernando III el Santo, su aspecto, sin embargo, no presenta algunas de las características propias de la época de su construcción, sino que es el resultado de numerosas reformas de las que ha sido objeto, entre las que caben destacar las siguientes:

Se conservan dos de las portadas medievales, así como parte de la torre, en las que se refleja el estilo mudéjar. Hernán Ruiz II construyó una nueva portada en 1542 debido al mal estado de la original.

Planta de la iglesia, en 1583

En ese mismo año se realiza la primera renovación importante de la iglesia, que afecta a la fachada principal y a los pilares del interior, y poco más tarde, en el año 1575, se halla en el subsuelo del templo los restos de los Santos Mártires de Córdoba.

En el siglo XVII se completa la torre con espadaña, se consolida la cabecera, y se reforma el espacio interior al ocultar las armaduras de la cubierta primitiva por bóvedas de arista. En el siglo XVIII se construye la capilla de los Santos Mártires.

A finales del siglo XIX, el arquitecto municipal Pedro Nolasco Meléndez proyecta la realización de unas habitaciones que se adosan al templo.

En el año 1986 el templo es cerrado para su rehabilitación que comienza pero que se interrumpen en breve.

En el año 1993, se produce el desprendimiento de varios elementos de las cornisas. En el año 1994, la Consejería de Cultura de la Junta de Andalucía y el Obispado firman un acuerdo para la finalización de las obras, produciéndose la reapertura del templo en el año 1996.

En el año 2006, el papa Benedicto XVI acuerda la declaración del templo como Basílica Menor de San Pedro.

Iglesia

Nave central de la iglesia con el altar mayor al fondo.

La iglesia es gótica en su estructura, aunque con elementos que pertenecen a la etapa de transición del románico anterior. Al período y a la estética del renacimiento pertenecen las partes realizadas por Hernán Ruiz II, que consisten en la reconstrucción de la fachada principal y la remodelación de los pilares de las naves. A la etapa posterior del barroco corresponde la remodelación interior, siendo sus elementos más visibles porque afecta a los elementos decorativos.

La planta de la iglesia es de tipo basilical, de tres naves, siendo de mayor anchura y altura la nave central. La cabecera tiene el ábside central poligonal, tanto al interior como al exterior, mientras que las laterales son cuadrangulares al exterior y semicirculares al interior.

La fachada principal es del año 1542, obra de Hernán Ruiz II. Dos gruesos contrafuertes centran la portada principal, y otros dos en esviaje cierran la fachada lateralmente, equilibrando el conjunto. La portada principal, a los pies de la iglesia, encaja perfectamente entre los contrafuertes centrales y se compone de dos cuerpos, el superior centrado por la imagen de su santo titular, San Pedro.

De su interior cabe destacar el retablo de la Capilla de los Santos Mártires realizado por Alonso Gómez de Sandoval y comenzado en el año 1742, así como el retablo mayor.

En esta iglesia fue bautizado el gran artista cordobés Juan de Mesa y Velasco (1583 - 1627), uno de los más grandes escultores e imagineros de todo el Siglo de Oro español. Hoy una escultura en su memoria preside la Plaza de San Pedro, ante su portada lateral de la nave de la Epístola.

Retablo Mayor

Retablo mayor barroco, realizado entre los años 1732 y 1760.

Este retablo Mayor es una importante pieza del arte barroco, contratado el día 2 de octubre del año 1732 por el rector de esta iglesia, don Juan Bautista de Luque y Reina, con el artista Félix Morales Negrete, siendo contratados sus cuerpos superiores unos años más tarde, en 1745, aunque ni las pinturas ni las esculturas del retablo corresponden a este maestro. El dorado final del retablo se concertó en 1760 con Juan Francisco Ruiz Gallardo.

De gran empaque y monumentalidad, el retablo consta de banco, dos cuerpos y ático, articulado en tres calles. En el banco existen dos puertas para el servicio de altar, y los cuerpos superiores se articulan con columnas salomónicas en el primero y estípites en el segundo, mientras que el ático se adorna con esculturas y pinturas. La imagen de la Virgen de la Esperanza preside el primer cuerpo en el centro del retablo, entre dos lienzos que representan la Liberación de San Pedro y a San Pedro curando a un paralítico. En el segundo cuerpo se muestra a San Antonio Abad flanqueado por San Miguel y San Rafael, mientras que el ático lo preside un lienzo de la Inmaculada entre los santos Fausto, Januario, Marcial y Eulogio.

Catalogación

  • La iglesia de San Pedro Apóstol está catalogada Bien de Interés Cultural con tipología jurídica de Monumento, y así aparece inscrito en el BOJA de fecha 11 de junio de 1985.

Enlaces externos

Galería de Imágenes

Localización geográfica

{{{descripción}}}


Principales editores del artículo

Hay 6 otros contribuyentes a esta página.

Valora este artículo

2.8/5 (12 votos)