Semana Santa en Palenciana

De Cordobapedia
Saltar a: navegación, buscar

Son cuatro las procesiones que recorren las calles de Palenciana durante la Semana Mayor. El Jueves Santo lo hacen Nuestro Padre Jesús Nazareno y Nuestra Señora de los Dolores, siendo de destacar en esta procesión el emocionante cruce de picas que realiza la Centuria Romana momentos antes de encerrar a las imágenes, cuando la Virgen se acerca a su Hijo. La Centuria Romana, aunque con tal denominación, desfila con un uniforme inspirado en la guardia real del siglo XIX.

El Viernes Santo hace estación de penitencia la Hermandad de Nuestro Padre Jesús Nazareno con la cruz a cuestas y Nuestra Señora de los Dolores, procesión en la que cabe destacar la escapada del Nazareno, cuando lo llevan al granero -cara a los campos, que simboliza la bendición de las cosechas-, y el cruce de picas. Por la noche sale la procesión del Santo Entierro, de la Hermandad Santa Cruz, Santo Sepulcro y Nuestra Señora de la Soledad, que destaca por el número de pinguruchos de vistosas túnicas. Es la procesión más solemne y majestuosa, y en ella los romanos cambian el penacho rojo de su casco por otro negro, en señal de luto.

El domingo sale la procesión del Resucitado, cuyos cofrades desfilan con la cara descubierta. Al llegar a la plaza, la imagen es alzada y mecida por sus costaleros. Como en el resto de procesiones, acompaña a ésta la Centuria Romana, fundada en 1890 y que, pese a su nombre, viste un uniforme inspirado en el del regimiento de la Guardia Real del pasado siglo. Lo integran una escuadra de gastadores, un cuadro de oficiales con teniente abanderado, un cuerpo de picas o lanzas, y la banda de tambores y cornetas. Es solemne y emotiva la ceremonia de sacar y guardar la bandera.

En la Semana Mayor de Palenciana también merecen destacarse los pregones, tres cantos de origen desconocido que se entonan en la parroquia a las seis de la mañana del viernes, por lo que mucha gente no se acuesta esa noche. En la tarde del mismo día tiene lugar el sermón "de las tres horas", en el que destaca el canto de las Siete Palabras, de original melodía, que data del siglo XIX.

También son de destacar los pasos vivientes de la Pasión, recuperados recientemente tras su desaparición en 1913. Gracias a Leandro Ruiz Velasco, actualmente se representan en el pabellón polideportivo, con un decorado muy cuidado y una gran escenografía.

Principales editores del artículo

Valora este artículo

  • Actualmente2.89/5

2.9/5 (9 votos)