Felipe V

De Cordobapedia
Saltar a: navegación, buscar

Felipe V reinó en dos periodos (1700-24 y 1724-46). En medio reinó ocho meses su hijo Luis I el Breve, que no tuvo tiempo de salir prácticamente su Madrid.

Felipe V comenzaba a dar muestras de problemas mentales ya hacia 1729. Por eso, pensaron en trasladar la corte momentáneamente a Sevilla. El 23 de marzo de 1730 marchó con todo su séquito a pasar unas semanas a Granada. La familia real se alojó en la Alhambra, pero no pareció interesarle mucho la urbe. Su afición por la caza le llevó hasta el Soto de Roma. Mientras la reina Isabel de Farnesio y los infantes permanecieron en la ciudad, el rey prefirió quedarse permanentemente en el cortijo del Soto, dedicado a la caza y sin prestar atención a tareas de gobierno.[1]

A pesar de ello, el cabildo organizó fiestas extraordinarias, iluminaciones, fuegos artificiales, máscaras y toros en la plaza de la Real Maestranza. El único acto por el que se interesó Felipe V fue en asomarse a los miradores de Comares para ver los fuegos artificiales montados en la plaza de San Nicolás.

Referencias

  1. La mayoría de los Reyes de España han visitado Granada alguna vez, en la web Elindependientedegranada.es.

Principales editores del artículo

Valora este artículo

0.0/5 (0 votos)