Diego Gil Pedraza

De Cordobapedia
Saltar a: navegación, buscar

Diego Gil Pedraza (La Rambla, 1913-1999) fue un trabajador de banca y funcionario. En su libro Un siglo de la vida de un pueblo (1999), dejó testimonios sobre las matanzas de la Guerra Civil en su localidad.

Biografía

Casado con Concepción del Pino, es padre de Carmen Gil del Pino, profesora de la Facultad de Ciencias de la Educación de la Universidad de Córdoba y concejala del Ayuntamiento de Córdoba entre 2005 y 2009.

Guerra Civil

En La Rambla, el mismo día 18 de julio de 1936 se recibió una orden telefónica a las 21 horas para que la Guardia Civil, junto con la de Montalbán y Santaella, se dirigieran a Córdoba, con objeto de concentrarse allí. Pero al llegar a Fernán Núñez sobre la una de la madrugada, recibieron orden de regresar a La Rambla. Al llegar allí encontraron a la gente exaltada y agitada, pero sin armas. La Guardia Civil hizo algunos disparos intimidatorios y se concentraron en el cuartel. A la mañana siguiente publicaron el Bando de Guerra y clausuraron la Casa del Pueblo, mientras los obreros huían al campo.[1]

El día 19 el teniente Cándido Rincón se hizo cargo del Ayuntamiento y las organizaciones obreras declararon la huelga general, dejando los campos abandonados. Así recuerda los hechos José Morales Pino, hijo del entonces alcalde:
La FNTT declaró la huelga general de modo que los señoritos tuvieron que cuidar ellos mismos el ganado en los cortijos, y fue a causa de ello por lo que mataron a un propietario. Varios días estuvieron los obreros en sus barrios, sin acerarse al centro urbano, y la Guardia Civil tampoco iba a los barrios. Después, los obreros se iban al campo.


La represión de la Rambla se formalizó a partir del 14 de Agosto, cuando una columna facciosa consolidó el control de la zona La Rambla-Montalbán-Santaella, Entre los meses de agosto y septiembre, como hemos citado anteriormente, 55 personas de izquierdas fueron asesinadas, no todas aparecen en el Registro Civil (estos datos se completaron gracias al exhaustivo estudio de Diego Gil Pedraza). Pero antes, dos personas más fueron asesinadas el 25 de julio en el cortijo “El Zahornil” como castigo por haber matado a tres guardias civiles que huían de Puente Genil, y seis fusilados más el 8 de agosto en la cuesta de “La Zorrera”.

Entre los fusilamientos de La Rambla cabe destacar al secretario del Ayuntamiento, César Sancho Vázquez, que junto con el interventor Miguel Marín y el perito Eduardo Ruz fueron conducidos a Córdoba por los falangistas, donde los fusilaron. Se trataba de represalias injustificadas de ex concejales de la CEDA de la Rambla.

Gran parte de las represalias se originaron por viejas diferencias laborales en el periodo republicano. Los patronos no perdonaron las actividades del Jurado Mixto ni la menor denuncia, demanda o juicios laborales perdidos. Aquí los motivos políticos se mezclan con los laborales, e incluso con venganzas personales.

A pesar de la derrota republicana y de la durísima represión, los intentos de reconstrucción de los partidos obreros y sindicatos no cesaron

Libros

  • Un siglo de la vida de un pueblo, Ayuntamiento de la Rambla, 1999, 210 páginas, ISBN 13 9788493077501.

Referencias

  1. Fosa de La Rambla. Córdoba, en la web Todoslosnombres.org.

Principales editores del artículo

Valora este artículo

0.0/5 (0 votos)