Taberna El Tablón

De Cordobapedia
Saltar a: navegación, buscar
Rafael Moreno Moyano Tabernero del Tablón
Taberna “El Tablón”


Esta taberna está ubicada en la calle Cardenal González en la parte más cercana a la Mezquita, su propietaria era una viuda llamada Victoria que al morir la deja a su sobrino Rafael Moreno Moyano siendo su hijo Rafael -persona muy amable- el que la regenta actualmente. Esta taberna era frecuentada por personajes populares como "Pedrete"; "Belmonte por tren" que se gastó la propina que el dio Manolete al invitar a todos los clientes de la taberna diciendo: "Hoy pago yo";Rafalito Bojollo sacristán del Sagrario y el anticuario Juan Rodríguez Mora Duque de la Mezquita, el que fuera presidente de la la famosa Peña Los 99.

La palabra Tablón, deriva de que unos carpinteros transportaban un unos tablones, se pararon en la taberna y se ajumaron, cuando volvieron a andar con el tablón al hombro iban muy moviditos y alguien con chispa dijo "Vaya tablón que llevan". Desde ese momento, en los ambientes castizos el ir borracho es como decir, que tiene un buen Tablón.

Es una de las pocas tabernas de Córdoba que mantiene la Piquera de una forma simbólica, ya que hoy en día no tiene utilidad.


Recuerdos de la taberna "El Tablón" [1]

"Cuando yo conocí a esta familia por la década de los años treinta, estaba establecida en la calle Deanes, linde de la Judería, Victoria su marido y una sobrina del matrimonio llamada Pura.
Esta casa la compró un canónigo, para reformarla y habitarla. Este señor era José María Padilla, que más tarde fue obispo honorífico. Entonces Victoria que había quedado viuda, trasladó la taberna al Arco de los Plateros hoy Cardenal González, donde aún se conserva con el simbólico nombre de “El Tabón”, pues era costumbre por aquel entonces, cuando se veía un borracho decir: “¡Qué tablón lleva!”.
Murió Victoria y con el negocio continuó su sobrino Rafael y actualmente el hijo y viuda de Rafael. Allí había buenas reuniones y personal habitual. Rafalito Bojollo sacristán del Sagrario, muy casamentero que ponía su empeño hasta conseguir casar legalmente a los ajuntaos, les arreglaba los papeles necesarios y hasta les conseguía alguna dote.
Juan “El anticuario”, conocido por el alias de “Duque de la Mezquita”, hombre muy agradable en su trasto y buen amigo de todos que siempre estaba dispuesto a organizar algún ágape o festejo.
“Pedrete”, el hijo del “Puntillero”, oficial de la Plaza de Toros, empleado en el matadero municipal, que muchas veces traía mollejas de las reses, para prepararlas con tomate.
“Belmonte por tren”, hombre de oficios varios, como él decía; de mucha gracia natural. Lo mismo trabajaba de albañil que blanqueaba fachadas, de carpintero, hacía de recadero, mensajero y rifas baratas.
Cuentan y es verdad, que un día estaba el gran Manolete sentado con unos amigos y admiradores en la puerta del bar Dunia, en el Gran Capitán, cuando pasó “Belmonte por tren” y lo vio. En aquel entonces Manolete estaba reformando el palacete que compró en la Avenida de Cervantes, que, por cierto, este palacete lo mandó construir José Ortega Munilla, donde se reunían para escribir los lunes del “Imparcial”. Baroja, Valle Inclán, Juan Ramón y otros muchos literatos de la época.
Belmonte se acercó a Manolete y le dijo: ¿Hombre, Manuel, por qué no me recolocas en la obra que estoy de cesante crónico ?. El torero le contestó que la obra había terminado y que allí no quedaban nada más que los pintores. Y Belmonte le dijo: Hombre, por Dios, colócame aunque sea de pararrayos. Le hizo gracia al torero y le regaló veinte duros, con los que marchó muy contento a festejarlo en la taberna.
Al pasar de los años, esta taberna ha tenido reformas, sin perder su solera y sabor anterior, su viejo mostrador y estanterías, sus botas, sus bancos con sus asientos de madera, como los antiguos vagones de tercera del ferrocarril.
Lo único que ha cambiado es el patio, que lo han convertido en un agradable restaurant, dónde se sirven excelentes platos de buena cocina andaluza.
¿Adiós, viejos recuerdos".

Referencias

  1. "Memorias Tabernarias". Manuel Carreño Fuentes en Diario de Córdoba. 23 de octubre de 1988



Galería de Imágenes

Principales editores del artículo

Valora este artículo

  • Actualmente2.13/5

2.1/5 (8 votos)