Priego de Córdoba

De Cordobapedia
Saltar a: navegación, buscar
[[Imagen: |110px]] [[Imagen: |110px]]
Bandera de Priego de Córdoba Escudo de Priego de Córdoba
Término municipal
Municipio de Priego de Córdoba
Código postal 14800
Coordenadas
 - Latitud:
 - Longitud:

37°26' N
04º12' 0
Superficie 287 km²
Altitud 652 m
Población (2005) 23.151 hab.
Gentilicio Prieguense
Ríos Río Salado y Río Genilla
Alcalde Encarnación Ortiz Sánchez (PSOE)
Comarca Subbética
Partido Judicial Priego de Córdoba
Pirámide de población
Grupos quinquenales.
Cohortes plantilla h.png Cohortes plantilla m.png
Fuente INE, censo 2001.


Priego de Córdoba es un pueblo de la comarca de la Subbética, situado al sur de la provincia de Córdoba.


Vista aérea.

Geografía

- Ubicación:

- Vías de acceso: N-321, A-333, A-339 y CO-230

- Clima:

- Flora y fauna:

Población

- Pedanías:

Las Angosturas Azores Campo Nubes
El Castellar Castil de Campos La Concepción
Los Chirimeros El Esparragal Genilla
Las Higueras Jaula Las Lagunillas
El Cañuelo Las Navas La Poyata
Navasequilla Las Paradejas El Poleo
Los Prados El Salado El Solvito
El Tarajal La Vega Los Villares
Zagrilla Alta Zagrilla Baja Zamoranos

- Centros educativos:

C.D.P. Nuestra Señora de las Angustias C.D.P. San José C.E.I.P. Ángel Carrillo
C.E.I.P. Camacho Melendo C.E.I.P. Cristóbal Luque Onieva C.E.I.P. Niceto Alcalá-Zamora y Torres
C.E.I.P. Virgen de la Cabeza C.E.M. Priego de Córdoba C.E.P. de Priego - Montilla
C.E.PR. Priego de Córdoba C.P.R. Tiñosa E.M.M. Priego de Córdoba
E.O.E. Priego de Córdoba E.O.I. Priego de Córdoba E.P.M. Priego de Córdoba
I.E.S. Álvarez Cubero I.E.S. Carmen Pantion I.E.S. Fernando III El Santo
R.E. Cristóbal Luque Onieva

- Medios de comunicación

  • Periódico Local "Adarve" Fundado en 1952

- Datos poblacionales

Economía

Historia

- Heráldica:

- Lugareños ilustres

Cultura

- Tradiciones:


  • HERMANOS DE LA AURORA

Todos los sábados, a partir de las 12 de la noche hay una cita obligada en la puerta de la iglesia de la Aurora. Desde hace 400 años, esta Hermandad, al salir de iglesia, recorre las calles de Priego de Córdoba, cantando las típicas canciones, acompañada de todos aquellos que siguen su recorrido. Precisamente como reconocimiento a esa peculiar tradición, se otorgó a la Hermandad de la Aurora la Medalla de Plata de la Ciudad.



- Gastronomía:

- Productos Típicos:

  • NUESTRO ACEITE


Las principales variedades de aceituna son: Picuda, Hojiblanca y Picual. La producción media anual asciende a unos 80.000.000 kilos de aceituna, de los cuales se obtienen aproximadamente unos 17.000.000 de kilos de aceite. Una vez obtenido el aceite, es sometido a un análisis químico y sensorial, que determinará la aptitud para ser certificado. El porcentaje de aceite certificado, que suele estar en el 15% del total de la producción, nos da una idea de la rigurosidad de las pruebas realizadas.
Hoy en día, gracias al posicionamiento de la Denominación de Origen “Priego de Córdoba”, los aceites amparados cuentan en su haber con más de 140 premios desde comienzos de 1995, siendo, en la actualidad, la Denominación de Origen más premiada a nivel nacional e internacional. Este zumo de aceituna de frutado sublime e intenso, se presenta en nariz con matices herbáceos, recordándonos igualmente tonos frutales, tales como la manzana y, en menor medida, reminiscencias a hortalizas como el tomate. En su entrada en boca, nos sorprende con un sabor dulce, que poco a poco va dando paso a un amargo muy leve y a su vez agradable, que nos da idea de los matices verdes que posee, para finalizar con un ligero y apenas perceptible picor en la parte posterior de la boca. Es, en este momento, cuando nuevamente se potencian los aromas, surgiendo con más fuerza los matices amanzanados, la sensación de fruta en su momento óptimo.

En definitiva, nos encontramos ante un aceite de oliva virgen extra excepcional en todo su conjunto, con un equilibrio y armonía casi perfectos, que sirve para potenciar aquellos platos en los que está presente, siendo ideal su uso en ensaladas y gazpachos y dando una personalidad y unas características especiales a pescados y escabeches.


  • C.R.D.O.P. PRIEGO DE CÓRDOBA

La Denominación de Origen “Priego de Córdoba” se encuentra situada en el sudeste de la provincia de Córdoba, en pleno corazón del PARQUE NATURAL DE LAS SIERRAS SUBBÉTICAS, siendo limítrofe con las provincias de Jaén y Granada. Es la zona más abrupta y de máxima altitud de toda la provincia, asentándose la mayor parte del olivar en cotas superiores a 700 metros, llegando incluso en algunos casos a los 1.000 metros. Esto ha llegado al reconocimiento como zona de montaña del 80% del olivar de nuestra comarca. Un peculiar microclima, caracterizado por una pluviosidad adecuada y unas grandes oscilaciones térmicas, junto con una accidentada y montañosa orografía, y la experiencia durante siglos de nuestros agricultores, han llevado al desarrollo de un olivar característico de esta zona, el “Olivar Picudo”, muy resistente en árbol y fruto a los daños por heladas y muy adaptado al carácter calizo de los terrenos. Probablemente la adaptación de esta variedad a las peculiaridades de la comarca no ha hecho necesaria la regeneración de la misma por daños de heladas, lo que ha permitido que en la actualidad contemos con un olivar de carácter centenario. La zona protegida por la Denominación de Origen “Priego de Córdoba” se extiende sobre una superficie de más de 29.600 hectáreas de olivar distribuidas en cuatro municipios: Almedinilla, Carcabuey, Fuente Tójar y Priego de Córdoba.


*Turismo de Priego de Córdoba


Turismo

PRIEGO DE CÓRDOBA. RUTA DEL BARROCO

Comencemos nuestro paseo por la ciudad. Partimos de la Plaza de la Constitución, llamada popularmente "El Paseíllo". La preside el edificio del Ayuntamiento, construido en 1952. En un lateral, encontramos el hospital e iglesia de San Juan de Dios, que data de 1717. La cúpula de la iglesia de tipo gallonada es prototipo de la arquitectura barroca prieguense. Hacia arriba, por la Carrera de las Monjas, dejamos atrás el Centro Cultural Adolfo Lozano Sidro, en el que se encuentra el Museo Histórico Municipal, para llegar a la iglesia de las Mercedes, que fue reformada en 1780 por Francisco Javier Pedrajas. El Camarín de la Virgen es obra de Juan de Dios Santaella. La fachada, de traza neoclásica, fue diseñada por Nicolás Duroni. Es Monumento Nacional.

Desde la iglesia de las Mercedes continuamos hacia la plaza Palenque, desde ésta, hacia la izquierda, por la calle Obispo Pérez Muñoz, desembocamos en una de las entradas laterales al recinto de la Fuente del Rey y de la Salud. Cuenta la tradición, que en el lugar donde mana el manantial de la Fuente de la Salud, Alfonso XI plantó su campamento. La fuente, construida por Francisco del Castillo, data del siglo XVI y está compuesta por un amplio frontispicio de estilo manierista. La Fuente del Rey, tras sucesivas transformaciones desde el siglo XVI, fue terminada de construir a principios del XIX. Sus grupos escultóricos, diseñados y labrados por Remigio del Mármol, van distribuidos en tres estanques con desnivel de agua escalonado. En el primer estanque, aparece un león, obra temprana del escultor neoclásico Álvarez Cubero. Tiene 139 caños, algunos de ellos enmarcados por una cadena de mascarones de rostros fantasmagóricos.

Desde la Fuente del Rey, por la calle Río, nos encaminamos hacia la iglesia del Carmen, obra de transición del barroco al neoclásico declarada Monumento Nacional. Fue reedificada al barroco en el siglo XVIII por Remigio del Mármol. Siguiendo adelante

encontramos en su número 33 la Casa natal de D. Niceto Alcalá Zamora. Proseguimos hasta la Iglesia de las Angustias, de estilo rococó. Es una construcción de 1772, en la que destaca su grupo escultórico titular y dos magníficas figuras de la Virgen y San José con el niño en brazos, obras de José Risueño.

Muy cerca, llegamos hasta la plaza de Andalucía, confluencia de calles en donde cogeremos por la calle Solana, la bocacalle situada más a la izquierda según el sentido de la marcha, hasta la iglesia de San Pedro situada en la plaza del mismo nombre. Se trata de un templo barroco, concluido en 1690. Los retablos principales son de los Hermanos Sánchez de Rueda que también realizaron las yeserías junto a Juan de Dios Santaella. Son de admirar la bellísima Inmaculada de José de Mora, la Virgen de la Soledad y la del Cristo Yacente atribuida a Pablo de Rojas. Desde aquí, hacia la derecha encontramos las Carnicerías Reales, antiguo matadero y mercado, del siglo XVI. Hacia arriba por la calle Dr. Pedrajas llegamos la plaza del Llano. En ésta, paseamos delante del Castillo de los siglos XIII-XIV hasta la iglesia de la Asunción, templo perteneciente al gótico tardío del siglo XVI, remodelado en estilo barroco en el XVIII por Jerónimo Sánchez de Rueda. Destaca el Retablo Mayor del renacimiento tardío y sobre todo el Sagrario, una de las obras maestras del barroco andaluz, realizado por Francisco Javier Pedrajas, que fue declarado Monumento Nacional en 1932. En este templo existe un museo con numerosas piezas de arte.

Saliendo por la puerta de la iglesia que desemboca en la plaza de Santa Ana, entramos en las laberínticas calles del Barrio de la Villa, declarado en su conjunto Monumento Histórico Artístico en 1972. Como su nombre nos descubre es el núcleo originario del Priego actual. Su trazado es claramente de inspiración medieval. Entramos por la calle Real, giramos a la izquierda hasta llegar a la Plaza de San Antonio, para proseguir por la calle Jazmines hacia el Bajondillo y salir al Adarve, balcón abierto al paisaje andaluz que abraza y circunda el barrio de la Villa. En su recorrido tres fuentes emanan continuamente saciando la sed del caminante. Siguiendo su trazado, hacia la derecha, desembocamos en el Paseo de Colombia, un lugar de relajación y descanso en el que destaca La Pérgola, realizada en homenaje a los creadores de nuestro patrimonio artístico. Saliendo de éste a la Carrera de Álvarez, nos encaminamos a la ermita de la Aurora, reconstruida sobre una antigua mezquita tiene su origen el siglo XVI. Remodelada al barroco en el XVIII por Juan de Dios Santaella, en su interior resulta difícil encontrar un espacio libre debido a su profusa decoración. En ella tienen su sede los Hermanos de la Aurora, cuya tradición de entonar cantos a la Virgen por las calles de la ciudad todos los sábados por la noche se remonta a cuatrocientos años atrás. Partiendo de la anterior cruzamos hacia la calle San Francisco hasta el Compás en donde se encuentra la iglesia de San Francisco, cuya construcción data de 1515. Es un templo gótico renacentista, remodelado en el siglo XVIII en estilo barroco. destaca la capilla de Jesús de Nazareno, realizada por Jerónimo Sánchez de Rueda y Juan de Dios Santaella. La imagen se atribuye a Pablo de Rojas en 1592. De especial belleza es la imagen de Jesús en la Columna, del círculo de Alonso de Mena.


Turismo de Priego de Córdoba

Monumentos y lugares de interés


Turismo de Priego de Córdoba



El Museo Adolfo Lozano Sidro fue inaugurado en 1999 y ocupa las plantas primera y segunda de la antigua casa familiar de los Calvo Lozano, que fue donada al Ayuntamiento de Priego de Córdoba en 1985.
Adolfo Lozano Sidro nació en Priego de Córdoba en 1872, estudió en Málaga con José Moreno Carbonero y en los últimos años del siglo XIX se instaló en Madrid, llegando a ser considerado como uno de los más grandes ilustradores españoles de su época, publicándose su obra principalmente en la revista “Blanco y Negro”.
El Museo presenta más de 70 obras originales del pintor y una amplia colección de dibujos y bocetos. En la primera planta, además de una selección de retratos y obras de temática orientalista y religiosa, puede verse una serie de ilustraciones y un buen número de obras en las que representa escenas y tipos populares de la Andalucía del primer tercio del siglo XX, en duro contraste con las escenas de la alta sociedad de la época, que mostraba sus galas en los salones y teatros madrileños. Son especialmente significativas obras como “Escena de Carnaval”, “En la feria de Priego”, o “Tertulia en el café”, situada en la escalera de acceso al estudio del pintor.
En la segunda planta, se muestra el apartamento que ocupaba el pintor durante sus estancias en Priego de Córdoba, destacando su estudio, en el que se conservan sus caballetes y útiles de pintor, así como bocetos, recuerdos y obras sin terminar en posición muy similar a como quedaron en el momento del fallecimiento del artista, en 1935.

  • CASA-MUSEO DE CASTIL DE CAMPOS

La Casa Museo se encuentra en el nº 9 de la calle Arco de Castil de Campos (Entidad Local Autónoma de Priego de Córdoba). Alberga una exposición permanente de carácter etnográfico y es propiedad de la asociación cultural “Amigos de la Casa Museo de Artes y Costumbres Populares de Castil de Campos. Se trata de una pequeña vivienda perteneciente a la arquitectura popular campeña, que se ha restaurado para recrear el ambiente de Castil de Campos a finales del siglo XIX y hasta mediados del XX. Su espacio se articula en dos plantas.


El museo se encuentra ubicado en la casa natal del Presidente de la II República española D. Niceto Alcalá-Zamora y Torres, bella casa señorial del siglo XIX, situada en la calle Río.
Los orígenes del Museo se remontan al día 17 de diciembre de 1986, cuando las hijas de D. Niceto, Dña. Purificación y Dña. Isabel Alcalá-Zamora Castillo, donan al pueblo de Priego de Córdoba la casa natal del Presidente.
En agosto de 1987, el Ayuntamiento abrió por primera vez la casa al público, organizando, conjuntamente con la Excma. Diputación Provincial, una exposición y catálogo biográfico de D. Niceto. A la vez, se coloca, en el jardín de la casa, un busto realizado por la escultora Aurora Cañero.
El 17 de febrero de 1990, se realiza el acto de entrega oficial de la casa al Ayuntamiento, con el compromiso de crear un Patronato que profundizara en el conocimiento y en el estudio de la figura del Presidente y gestionase el museo. El 26 de octubre de 1993, se constituyó oficialmente el “Patronato Municipal Niceto Alcalá-Zamora.

El museo tuvo que cerrar sus puertas a comienzos de 1998, fecha en que se acometieron importantes labores de mejora, rehabilitación y acondicionamiento de sus instalaciones.
El 4 de marzo de 1999, con motivo de los actos conmemorativos del Cincuentenario de la muerte de D. Niceto, el Museo volvió a abrir sus puertas.

Este Museo, creado en 1983, se centra en la arqueología de la comarca de Priego, desde el Paleolítico Inferior hasta la Edad Media, aunque cuenta con fondos posteriores. La exposición se apoya en un discurso museográfico didáctico donde no faltan panales informativos, maquetas y recreaciones. A destacar, entre las colecciones, la cultura material perteneciente al Neolítico y Edad del Bronce, los ajuares funerarios ibéricos de armamento, la epigrafía latina y los materiales medievales, señalando entre estos últimos los procedentes de las numerosas excavaciones arqueológicas realizadas en Madinat Baguh (Priego de Córdoba). El museo edita la revista especializada Antiqvitas y cuenta con laboratorio de conservación, biblioteca, administración, etc., siendo la sede, a su vez, del Servicio Municipal de Arqueología. Está pendiente su traslado a una sede definitiva, donde se habilitará también una sección también de Etnografía.


  • EL MUSEO DE LA ALMENDRA


El Museo de la Almendra, se encuentra ubicado en la Aldea Prieguense de Zamoranos en un moderno edificio único en la zona. El Museo es una iniciativa de la empresa familiar Almendras Morales. La familia Morales lleva desde 1910 comercializando algunas de las más de cien variedades de almendras que hay en España. Este Museo es un tributo a toda una saga familiar y, además, queremos que sea un espacio para la divulgación y mayor conocimiento popular de la almendra, de su historia, su cultivo y sus extraordinarias propiedades. El Museo cuenta con una sala principal en la que se exhibe una fabulosa colección de maquinaria antigua, aún en perfecto funcionamiento, relacionada con el procesamiento de la almendra. El visitante podrá, además, conocer las principales variedades de almendras españolas, sus valiosas cualidades y sus distintas aplicaciones. También dispone de una sala audiovisual, un mirador con bellas vistas a Zamoranos y una gran selección de frutos secos y otros productos de la tierra como el aceite de oliva y vinos. El Museo de la Almendra es, en suma, un espacio para conocer y apreciar este pequeño pero poderoso fruto seco: un alimento fuertemente ligado a la cultura mediterránea y a su gastronomía, historia, medicina, tradiciones y simbología, en el que el visitante hará un recorrido histórico muy ameno en el que descubrirá más de una sorpresa en torno a este fruto seco.



Parte del término municipal de Priego de Córdoba fue declarado por la Junta de Andalucía, a través de la Agencia de Medio Ambiente, PARQUE NATURAL DE LAS SIERRAS SUBBÉTICAS DE CÓRDOBA. Este espacio Natural Protegido está situado en el S.E. de la provincia de Córdoba, comprendiendo las sierras de Cabra, Rute y de la Horconera, en Priego, de gran riqueza ecológica y paisajística. El Parque cuenta con una superficie de 31.568 Ha., distribuidas de forma irregular entre ocho municipios: Cabra, Carcabuey, Doña Mencía, Iznájar, Luque, Rute, Zuheros y Priego. Ha sido, también, declarado Geoparque por la UNESCO.

En la Sierra Horconera, de gran importancia geológica, con flora y fauna propias, de paisajes contrastados y bellos, sobresalen el pico Bermejo (1.476 m.) y la cima más elevada de la provincia de Córdoba, el pico de la Tiñosa (1.570 m.), formando un impresionante macizo calizo.

El plegamiento alpino y posterior acción de los agentes geológicos externos fueron los responsables de esta espléndida variedad que es la Sierra de la Horconera de Priego, corazón natural de la Subbéticas.

De norte a sur, encontramos la zona de huertas de los arroyos Zagrilla y Salado, a la que se accede por el poso de las Angosturas, verdadera puerta natural. Si remontamos el cauce de estos arroyos, atravesamos los límites de la zona declarada Parque Natural y nos acercamos a la primeras estribaciones de la Sierra de Horconera, donde nacen éstos y otros numerosos cursos fluviales, como los de las Tijeras y Genilla. Los sotos de estos cursos fluviales presentan una gran riqueza florística, al entremezclarse álamos negros y blancos, sauces, olmos, fresnos, tarajes y rosales silvestres, y formar una especie de serpiente multicolor que alcanza su mayor belleza durante los meses del otoño, cuando las hojas, antes de caerse, adquieren toda la gama de colores que van desde el verde al amarillo.

El senderismo nocturno ofrece a sus participantes, en cada convocatoria anual, un acercamiento novedoso, creativo y en todo momento sorprendente al importante mundo natural y cultural de la comarca prieguense, bajo la atenta mirada de la luna agosteña. A lo largo de un recorrido, que durará toda la noche, se suceden aldeas, caminos y paisajes bañados por la noche clara y paradas en las cuales disfrutar del teatro, la música o asistir a la proyección de documentales sobre la naturaleza. La jornada nocturna termina al comenzar el nuevo día con un tradicional desayuno molinero.

RUTAS DE SENDERISMO:
Subida a la Tiñosa
Puerto del Cerezo y Las Lagunillas
Subida al Jardín del Moro por la Dehesa Vichira
Dolmen de la Lastra, saliendo desde Zagrilla
Cueva de los Mármoles
GR-7
Ruta urbana: Bajo Adarve

La vegetación de la sierras de Priego es uno de sus más interesantes atractivos. Los casi mil metros de desnivel condicionan la distribución de las distintas especies, y es a partir de los 1.200 metros cuando comienzan a implantarse especies de alto valor botánico: el encinar, matorral almohadillado, romerales y tomillares, etc.

Entre las especies que componen la fauna, destaca la inconfundible silueta del águila, dueña y señora de estos quebrados donde, incansablemente, busca su alimento. En los cortados más escarpados nidifica esta singular ave de presa, a la que suelen acompañar el halcón peregrino y el buitre leonado, que mantienen en esta parte de las Subbéticas varias parejas reproductoras.

Antiguamente, la sierras de Priego estaban habitadas por osos, lobos y otros grandes mamíferos, como queda reflejado en el Libro de la Montería, de Alfonso XI. Fuera ya de los límites del Parque, se encuentra una sierra no menos interesante, como es la de Albayate, con picos de más de 1.200 metros y una cubierta vegetal formada por encinas, quejigos, cornicabras, acebuches, lentisco, labiérnago, madreselva, enebros, etc.



Afortunada simbiosis entre el agua y la mitología, es el monumento más mimado por el prieguense.
Tras sucesivas transformaciones desde el siglo XVI, fue terminada de construir a principios del siglo XIX: se fecha en 1803.
Diseñados y labrados los grupos escultóricos por Remigio del Mármol, éstos se dispusieron en tres estanques con el nivel del agua escalonado. Ciento treinta y nueve caños rinden homenaje a la figura central del monumento, el Rey Neptuno, que cabalga sobre las aguas acompañado por Anfítrite, en un carro arrastrado por dos caballos marinos. En el primer estanque, un león, obra del escultor Álvarez Cubero, arranca la vida a una serpiente que deja escapar de entre sus fauces una columna de agua.
Contemplando la escena, una cadena de mascarones de rostros fantasmagóricos acompañan a la serpiente en su obsequio del vital líquido. Toda el agua será engullida, más abajo, por otro ser salido del reino de la imaginación y lo imposible.



Desde el siglo XVI, se realizan obras constantes en este espacio con objeto de sanear y embellecer este paraje extramuros, donde nace el manantial que abastece de agua a la población. En 1585, se levanta un frontispicio sobre dicho manantial; la autoría del proyecto se viene atribuyendo a Francisco del Castillo, quien también realiza la Chancillería de Granada. El conjunto posee una clara influencia del manierismo italiano, combinando agua y naturaleza, con escultura. Toda la superficie presenta un almohadillado de mármoles policromos; en el centro se encuentra el templete con la Virgen de la Cabeza. Sobre las rocas del manantial se desarrolla un programa decorativo de bajorrelieves que combina un programa mitológico – Neptuno, Anfítrite y la Medusa – y otro religioso – pastor con ovejas.


  • CARNICERÍAS REALES

Antiguo matadero y mercado de carne, fue construido por el Concejo de la Villa de Priego de Córdoba entre 1576 y 1579, siendo una obra municipal y sin vinculación alguna con la monarquía. Arquitectura de diseño sencillo, muy del gusto del Renacimiento, al que pertenece en estilo, con una planta principal cuadrada formada por un patio columnado, rematado en las esquinas por cuatro torres abiertas por su base. Dos de ellas presentan dos canes, bajo el alero del tejado, a modo de fantásticas cabezas decorativas.
Cuenta con una planta inferior o semisótano abovedado, con obra de ladrillo, donde se instaló el matadero y el lugar de despiece del ganado sacrificado, planta a la que se accede por unas magníficas escaleras de caracol sin pilar central, diseñadas así para facilitar el trasiego de carnes y matarifes.

El proyecto se atribuye a Francisco del Castillo, afamado arquitecto de formación italiana, participando como aparejador Juan de la Monja. El mayor mérito artístico de las Carnicerías se sitúa, no obstante, en su portada, con acceso enmarcado por dos poderosas pilastras almohadilladas y fajadas, entablamento roto, inscripción fundacional y frontón triangular en curvado, rematado por pináculos y escudo, todo ello de influencia italiana, manierista, del diseño de la obra.



  • VIAL DEL CASTILLO

Calle peatonal de reciente apertura cuyo trazado general coincide con la antigua liza o espacio transitable entre las murallas del castillo y las de la villa medieval, estas últimas prácticamente desaparecidas. Se ha recuperado un espacio que durante la Edad Media sirvió para facilitar la defensa de Priego de Córdoba ante posibles ataques. Los lienzos y las torres del lado más occidental del castillo han quedado al descubierto, permitiéndonos contemplar diferentes edilicias, que nos remiten a diferentes épocas en la fortificación. De igual modo, se ha recuperado la poterna o pequeña puerta de entrada construida en el siglo XIV-XV, reformada posteriormente en la Edad Moderna, cuando se le añadió una inscripción romana como dintel.
Finalmente, el Molino de la Puerta, que da nombre a la calle, se construyó en este espacio, adosado al castillo y estuvo en uso hasta el siglo XX. En el otro extremo de la calle, al final de las escaleras, se han recuperado los cárcavos de este molino harinero, quedando visibles en la actualidad.



  • CORAZÓN DE JESÚS

El Corazón de Jesús, monumento construido en el año 1941 sobre un antigua cárcel, da paso al Llano, espacio abierto que, a lo largo del tiempo, ha visto numerosas transformaciones en su trazado, fuentes y jardines; a su espalda, el Castillo, la Iglesia de la Asunción y el Barrio de la Villa. Fue realizado por suscripción popular, como agradecimiento por haberse librado la población de los desastres de la guerra civil de 1936.


  • EL CASTILLO

Declarado Monumento Nacional, es una fortificación urbana que ha ido configurándose a lo largo de toda la Edad Media, desde el siglo IX hasta el XV, con algunos añadidos y modificaciones posteriores de las épocas Moderna y Contemporánea. En sus orígenes (siglos IX-X) fue alcazaba del Priego Islámico (Madinat Baguh), cuyos restos han sido documentados gracias a las excavaciones arqueológicas realizadas.
Tras las conquistas cristinas de Fernando III (1225) y Alfonso XI (1341), el castillo fue remodelado sustancialmente, de manera que podemos decir que el castillo que actualmente vemos corresponde a estos momentos. Así, la Orden de Calatrava construye la soberbia torre del Homenaje, mientras que los Fernández de Córdoba dan el aspecto que presentan hoy la mayor parte de las torres y murallas.


  • BARRIO DE LA VILLA

En 1972 se declara La Villa como Conjunto Histórico de la ciudad. De inspiración claramente medieval y musulmana, es hermano de los barrios andaluces más típicos, como el Albaicín de Granada o la Judería de Córdoba...
Sus calles, estrechas y de trazado sinuoso, ofrecen un recorrido laberíntico, de sobra compensado por la armonía y belleza de sus casas y el resplandor unísono de la cal.
La vivienda tradicional de La Villa tiene un marcado carácter rural, con fachadas encaladas y cierta arbitrariedad en la altura. Suelen contar con una planta superior para almacenaje, llamada sobrado, y que se caracteriza por contar con ventanas de menor tamaño.
Algún poeta la definió como la novia de Priego. Paseando por sus calles, parece que nos encontramos con nuestro pasado.



  • BALCÓN DEL ADARVE

Lo podemos describir como balcón abierto al paisaje andaluz y epílogo acertado del barrio de la Villa.
Tajo natural de considerable desnivel, ha garantizado la inexpugnabilidad de Priego de Córdoba, por este lugar, a lo largo de la historia. Si el emplazamiento de la ciudad tiene algunos motivos que lo evidencien, uno de ellos es el manantial de la Fuente de la Salud; el otro, el Adarve.
A él le debemos también que la imagen de Priego de Córdoba, para el viajero que se acerca desde el norte, no haya cambiado sustancialmente a lo largo de los siglos.
Siempre omnipresente, el tajo que ciñe la Villa y las casas blancas, como merlones imaginarios de una muralla.
Y de nuevo... el agua. Tres fuentes emanan continuamente, distribuidas como si de postas regulares se tratasen, dispuestas a saciar la sed del caminante. Y allá abajo, el río y sus fértiles huertas, la sierra, el olivo...



  • PASEO DE COLOMBIA

Esta zona se encontraba, probablemente, destinada a uso agrícola en época musulmana y es en esta época cuando se producen las primeras canalizaciones de la red hídrica. A principios del siglo XIX, se acometen las primeras reformas del paseo del Adarve y se tala la alameda existente en el Paseo de las Rosas, y se dedicó a la lidia de reses durante unas décadas. La primera ordenación del Paseo queda datada en 1874, que concluye a finales del XIX, fecha en la que se instalan en la zona importantes familias burguesas enriquecidas con la industria textil, conservándose en la actualidad algunos ejemplos de edificaciones con referencias a las corrientes estilísticas finiseculares. Entre otros, destaca el molino aceitero de la familia Madrid Alcalá-Zamora.
El Paseo se estructura en dos corredores laterales y una zona central ajardinada mediante parterres geométricos, que ha sido remodelada en varias ocasiones durante los últimos años. En los laterales, encontramos árboles de gran porte como plátanos, tilos, acacias, cedros,...
En la zona que da al Balcón se encuentra “Ganímedes”, reproducción de una de las esculturas de Álvarez Cubero, que se ve envuelta por una pérgola que homenajea a los creadores del patrimonio artístico prieguense.



  • IGLESIA DE LA ASUNCIÓN Y EL RETABLO

Comenzada la Iglesia a principios del siglo XVI, junto al Castillo y el barrio de la Villa, se concibió como un espacio gótico-mudéjar de tres naves, con arcos apuntados sobre pilares octagonales, terminados por una cubierta mudéjar con decoración que aún se conserva, sobre la bóveda barroca del siglo XVIII.
En la capilla mayor existe una bóveda de medio cañón con casetones de estilo renacentista. De esta época es la puerta de la plaza Santa Ana, pudiéndose considerar plateresca, atribuida a Martín de Bolívar. Del año 1575 es la reja de la puerta principal y del 1541 la torre. Las cúpulas de enterramiento se fueron creando en el siglo XVII.
El aspecto actual del templo se debió a la importante reforma del artista Jerónimo Sánchez de Rueda.
De autor desconocido, el Retablo fue construido en el año 1567. La distribución del mismo parte de un banco y tres cuerpos rematados por un ático dividido de arriba abajo por tres calles y cuatro entrecalles, en distinto plano. Los autores de las pinturas fueron Pedro de Raxis y Ginés López.



  • IGLESIA DE LA ASUNCIÓN – EL SAGRARIO

El Sagrario, una de las obras maestras del barroco español, fue realizado por Francisco Javier Pedrajas, entre 1772 y 1784, y es Monumento Nacional desde 1932. Su planta consiste en un octógono rodeado de paso inferior y tribuna que es rematada con una impresionante cúpula gallonada que está perforada en su base por ocho amplios ventanales de los que desciende la luz a todo el conjunto, al que se antepone un recinto menor cuadrado. Esta magnífica arquitectura se recubre con una profusa decoración de molduras y yeserías de inspiración rococó. En el centro se alza un tabernáculo de 1921, del escultor Manuel Garnelo.



  • IGLESIA – HOSPITAL DE SAN JUAN DE DIOS

El hospital de San Juan de Dios se funda en 1637, bajo la advocación de San Onofre. La primitiva iglesia se sustituye por otra de nueva planta que responde a dos fases constructivas; la primera, a finales del siglo XVII, y una segunda, a principios del siglo XVIII. Posee nave única articulada con pilastras sobre las que corre una cornisa movida e intenta crear un crucero mediante la inserción de una cúpula de media naranja con franjas radiales que anticipan las cúpulas gallonadas.
El retablo es obra de Francisco José Guerrero y se ejecuta en 1768. La fachada, inacabada, data de finales del siglo XVIII, al igual que la espadaña.



  • IGLESIA DE LAS MERCEDES

La iglesia fue construida en 1780, atribuyéndose su autoría Francisco Javier Pedrajas, por los paralelismos estilísticos y formales de la construcción con el Sagrario de la Iglesia de la Asunción. Cuenta con planta de cruz latina, el crucero se cubre con armadura y nave central con dos tramos de bóveda de arista y cúpula central gallonada, que apoya en pechinas. La decoración del conjunto se realiza a partir de yeserías rococó en blanco, aplicándose dorados en puntos concretos del paramento. La existencia de sectores sin ornamentar y la potencia de elementos como la cúpula, determina que en el conjunto predomine lo arquitectónico sobre lo decorativo. Destaca la cornisa movida que recorre la parte superior del muro, decorada con ángeles y arcángeles y que se deposita en pilastras con capitel de yeserías.
La fachada se construye en el siglo XIX y responde a trazas neoclásicas.



  • IGLESIA DE LAS ANGUSTIAS

Iglesia fundada en 1773 con el fin de albergar la imagen de la Virgen de las Angustias que se veneraba en otra ermita. Se ha venido atribuyendo a Juan de Dios Santaella, al presentar soluciones que este mismo autor emplea en otros monumentos de Priego. Junto a la iglesia, se edifica el colegio de las Niñas Educandas, en lo que fue una antigua mansión. Fue terminado en 1778, si bien ha sufrido transformaciones posteriores.

Del exterior de la iglesia destaca la volumetría de su cúpula y su fachada barroca, de mármoles policromos y concebida como si de un retablo se tratase, con dos cuerpos: el inferior con estípites apilastrados y cornisa movida, y el superior con una hornacina con la escultura de la Virgen de las Angustias.

Interiormente, el templo cuenta con una nave única cubierta con bóveda de arista con lunetos y cúpula gallonada en la cabecera, que apoya en una cornisa. Destaca la decoración de yeserías policromadas con motivos de rocalla que forman la decoración de las zonas altas, así como los lienzos de las pechinas.
Los retablos son obra de Santaella y en el camarín se venera el grupo escultórico de Las Angustias, obra de finales del XVII, siendo el Cristo del círculo de José de Mora. Son de una gran belleza los barros de S. José y la Virgen con el Niño, del artista granadino Risueño.



  • IGLESIA DEL CARMEN

Esta iglesia se construye sobre una antigua ermita bajo la advocación de San José, en el siglo XVIII, por Remigio del Mármol, autor de la Fuente del Rey. Se siguen las trazas de Hurtado Izquierdo en la iglesia de San Juan de Dios: nave única y cúpula gallonada. Del interior, destaca el retablo mayor atribuido a Juan de Dios Santaella, y la Sacristía, de planta rectangular con columnas corintias y cornisa de gran dinamismo.
La ornamentación se realiza dentro de la tendencia barroca, aunque la quietud de la composición y el clasicismo de los elementos evidencian ya el inicio del neoclasicismo. La fachada es plenamente neoclásica, con un primer cuerpo dórico con dobles columnas con fuste acanalado y un arco de entrada; sobre éste apoya un segundo cuerpo con columnas jónicas entre las que se ubica el relieve de la Virgen del Carmen, manierista. Una cornisa sirve de base a la torre, con cariótides jónicas en la base y cúpula con la estatua de San Elías.



  • IGLESIA DE SAN PEDRO

La iglesia se erige sobre la antigua ermita de San Pedro, finalizando las obras en 1690. Se construye junto a ésta el convento de los alcantarinos, en el solar que actualmente ocupa el mercado de Abastos. Posee planta de cruz latina, con capillas laterales y cubierta de bóveda de medio cañón con lunetos. El crucero se cubre con cúpula de media naranja sobre pechinas.
En su interior se encuentra la primera decoración de yeserías con motivos de hojarasca del barroco prieguense. En el siglo XVIII se realizan una serie de reformas que le confieren el aspecto barroco actual y es en este momento cuando se añaden los escudos y las decoraciones de las claves de los arcos.
También se construye el camarín, que alberga una bella imagen de la Inmaculada de José de Mora, que destaca por su rica policromía.



  • IGLESIA DE LA AURORA

Tiene su origen en la ermita de San Nicasio, del siglo XV, construida sobre una vieja mezquita tras la reconquista cristiana. Sufre sucesivas transformaciones para dar respuesta a las necesidades de la hermandad del Rosario, allí ubicada. A mediados del siglo XVIII, es reformada integralmente por Juan de Dios Santaella, se demuele la ermita anterior y se construye un nuevo edificio más amplio y concebido bajo las directrices del barroco. Posee una nave única con cúpula de media naranja, profusa decoración que se concentra en la parte superior, arrancando de las dinámicas cornisas que recorren el muro perimetral y concluyendo en las cubiertas, donde se acumula a modo de follaje y figuras encuadradas por el retablo mayor, de principios del siglo XVIII, obra de Jerónimo Sánchez de Rueda. La talla de la Virgen de la Aurora es de 1706. La portada destaca por la riqueza de mármoles policromos, se distribuye en dos pisos, el primero con columnas corintias, y el segundo con salomónicas, que enmarcan la hornacina de la Virgen.



  • IGLESIA DE SAN FRANCISCO

El convento de San Francisco se funda a principios del XVI, a instancias del marqués de Priego de Córdoba, bajo la advocación de San Esteban; los franciscanos acometen poco después la construcción de la iglesia, finalizando las obras a mediados de siglo. En el siglo XVIII, el templo sufre una profunda transformación, conservándose tan sólo la planta de salón y unas bóvedas góticas con decoración renacentista junto a la Sacristía. El autor de esta reforma fue Jerónimo Sánchez de Rueda y, posteriormente, Santaella.

Destaca la Capilla de Jesús Nazareno, construida en 1731, de planta hexagonal y decorada con yeserías doradas; en el camarín se venera la talla de gran calidad de Jesús Nazareno, de Pablo de Rojas. El conjunto se completa con la Capilla del Venerable Orden Tercero, y la Capilla de Jesús de Columna. Se cubre con bóvedas de arista, decoradas con florones centrales.
La fachada exterior es del XVIII, y se organiza como un gran muro cubierto por esgrafiados; la portada es de mármol blanco y negro y consta de dos cuerpos, flanqueados por columnas corintias.
Del convento franciscano se conserva un claustro renacentista con dos cuerpos de alzada y cinco arcos en cada planta que apoyan en fustes de mármol de Cabra. Una reciente rehabilitación ha recuperado el refectorio.



  • ERMITA DE BELÉN

Pertenece a la arquitectura religiosa popular. Con su portada del siglo XVII, fue reedificada en el siglo XVIII. En su interior está el Camarín y, en éste, la Virgen de Belén con el Niño y San José. Pueden contemplarse varios lienzos interesantes, fechados en los siglos XVII y XVIII.




  • EL CALVARIO

En el Calvario, explanada natural que se eleva sobre Priego de Córdoba y desde donde se divisa todo el paisaje de sierras, aldeas y olivares, prevalece una pequeña ermita que, aunque data del año 1700, volvió a construirse de nuevo el año 1939. Está rodeada de cruces de piedra y representa un lugar de visita obligada cada Viernes Santo, donde todo el pueblo se da cita para recibir la bendición de Jesús Nazareno.


  • HUERTO DE LAS INFANTAS O RECREO CASTILLA

El llamado Recreo de Castilla es un jardín situado al borde de la muralla del Adarve, justo bajo el Castillo de Priego y cuya existencia está documentada al menos desde mediado el siglo XVI.

La primera referencia escrita a este lugar data exactamente de 1550 y aparece en una carta de compraventa, con el nombre de Huerta de las Infantas, situada bajo el adarve de la puerta vieja de esta villa.

Hacia 1857 dicha huerta es adquirida por D. Antonio Castilla que construye allí una casa. En las décadas siguientes, este señor y sus herederos (los Castilla Abril y Castilla Bermúdez Cañete) convierten el recinto en un jardín romántico basado en la vegetación y los juegos de agua. El jardín y el estanque, alimentado por las aguas procedentes de la Fuente del Rey que antaño movían los 5 molinos situados en la zona, servían de esparcimiento a los numerosos miembros de la familia y en las noches de verano se organizaban veladas y fiestas privadas.

En 1948 un grupo de prieguenses organizan unos conciertos a imitación de los que celebraban en los jardines de la Alhambra el Festival de Música de Granada. Buscando un recinto digno para esta celebración, pidieron al entonces D. Álvaro Castilla Abril que les cediera el jardín. El primer concierto se dio en la noche del 1 de Septiembre de 1948 y fue el origen del actual Festival Internacional de Música, Teatro y Danza. El Festival se celebró allí hasta 1957 y en los carteles y programas del Festival en esos años el lugar aparecía con el nombre Huerto de las Infantas.

En los últimos cincuenta años se le ha llamado Recreo de Castilla, por el apellido de sus propietarios aunque también se ha mantenido el topónimo original de Huerto o Huerta de las Infantas.

A partir de 1970 entra en un proceso de abandono hasta convertirse en una auténtica ruina.

En 2003 se convoca un concurso internacional de ideas para recuperar el recinto y convertirlo en un jardín o parque público. En 1996 el geógrafo Ángel Luis Vera Aranda escribió sobre este lugar:

Las leyendas en torno a pasadizos secretos y tesoros escondidos se entremezclan con lo que es la realidad de lo que podrían ser muchos espacios de Priego (la Joya o el Adarve sin ir más lejos) si se utilizara correctamente la relación entre el travertino, el agua y la vegetación, receta hasta el presente muy olvidada por quienes tienen en sus manos la posibilidad de hacer de la ciudad subbética un marco aún todavía más incomparable del que hoy es.


  • JARDÍN MICOLÓGICO LA TRUFA

En la línea de actuaciones del Plan de Conservación y Uso Sostenible de las Setas y Trufas de Andalucía (Plan CUSSTA) de la Conserjería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía, se ha llevado a cabo la construcción del Jardín Micológico. Éste se integra en la Red de Jardines Botánicos de Andalucía, y es el único asociado a setas y trufas de toda la comunidad Andaluza, siendo actualmente el único Jardín Micológico de Europa.

En el Jardín se han recreado los sistemas naturales mayoritarios de Andalucía: pinar, encinar, quejigal, alcornocal, avellanar, castañar, bosque de ribera, jaral, pinsapar y pradera. Cada árbol o arbusto será micorrizado con la seta correspondiente. Todo es interpretado mediante maquetas y paneles interactivos, distribuidos a lo largo de los senderos que recorren todos los medios. Como complemento, se crea una sala de exposiciones y otra sala microclimática, con setas en vivo, dotadas de medios interpretativos.

Su singularidad, su valor para la conservación de especies, y la vertiente de uso público y educativa que se pretende desarrollar, supone una oferta destacada que conseguirá la atracción social esperada para favorecer la sostenibilidad del conjunto, actuando como destino de un turismo de naturaleza y rural de gran calidad.



*Turismo de Priego de Córdoba


- Hostelería:

Fiestas locales:


DOMINGO DE RAMOS: HERMANDAD DE NUESTRO PADRE JESÚS EN SU ENTRADA TRIUNFAL EN JERUSALÉN Y MARÍA SANTÍSIMA DE LA ENCARNACIÓN, MADRE DE LOS DESAMPARADOS. Conocida popularmente como “Hermandad de la Pollinica”, hace su salida el Domingo de Ramos de la iglesia de San Pedro. La Hermandad de la Pollinica está enfocada hacia los pequeños y jóvenes, a los que desde su corta edad se les va inculcando nuestra Semana Santa y se les familiariza con los ritos cofradieros, porque ellos son el futuro de todas las Hermandades. Es por esto, por lo que todos los niños y niñas de Priego de Córdoba, con un corazón puro y lleno de candor, se convierten en un torrente de luz y color, sintiéndose protagonistas con Jesús desde primeras horas de la mañana del Domingo de Ramos, participando en la bendición de las palmas y en la celebración de la solemne misa, que tiene lugar antes de la salida procesional de los pasos de la Hermandad, desde la iglesia de San Pedro, acompañados de 400 hermanos ataviados a la usanza hebrea, túnica y turbante blanco y fajín de alegre colorido, portando en la mano una palma o rama de olivo.


DOMINGO DE RAMOS: HERMANDAD DE NUESTRO PADRE JESÚS EN LA ORACIÓN EN EL HUERTO Y MARÍA SANTÍSIMA DE LA PAZ. Sede: Parroquia de Nuestra Señora del Carmen y Mercedes. En el año 1998 a iniciativa de varias personas, teniendo como principal participación el barrio prieguense de Las Caracolas, se pensó en la creación de una nueva hermandad de Penitencia que aglutinara a las familias de dicho barrio. El día 12 de febrero de 2004 se erigió canónicamente como Hermandad siendo aprobados sus estatutos por parte del Excmo. Sr. Obispo de la Diócesis D. Juan Asenjo Pelegrina.


LUNES SANTO: COFRADÍA DE MARÍA SANTÍSIMA DE LOS DOLORES Y CRISTO DE LA BUENA MUERTE. Esta procesión, aclamada popularmente como una de las mejores organizadas y de mayor belleza plástica de la Semana Santa prieguense, realiza un doble desfile procesional, bajando el Lunes Santo de la ermita del Calvario a la iglesia de la Asunción.
Nuestra Señora de los Dolores es una imagen de candelero del siglo XVII, que pertenece a la colección de imágenes de vestir que plasman los siete dolores de la Virgen, representados por el corazón llameante atravesado por siete puñales que luce en el centro del pecho. Hasta hace poco, mostraba en sus manos símbolos de la pasión, que se le quitaron en la última restauración realizada en 1978. En el año 1970, se incorpora a la procesión el Cristo de la Buena Muerte, talla de la escuela granadina. Iconográficamente se sitúa entre los Cristos Agonizantes.


MARTES SANTO: REAL COFRADÍA Y HERMANDAD DE MARÍA SANTÍSIMA DE LOS DESAMPARADOS Y SANTÍSIMO CRISTO DE LA EXPIRACIÓN (HERMANDAD DE LA CARIDAD).
Abre la marcha de la procesión el Cristo de los Ajusticiados. En cuanto a las imágenes titulares, la Virgen de los Desamparados es una imagen de candelero que parece de origen no granadino. Sostiene en sus brazos un niño que se le retira desde hace unos años, para Semana Santa, convirtiéndola en una dolorosa, mientras que en las fiestas de mayo vuelve a tenerlo. Su cronología responde al primer tercio del siglo XVIII.
El Cristo de la Expiración puede ser datado a principios del siglo XVIII, sobre el modelo de uno anterior, por el nudo artificioso y el canon achaparrado, así como por llevar el sudario más que el tipo granadino.


MIÉRCOLES SANTO: EL PRENDIMIENTO: REPRESENTACIÓN DE UN DRAMA RELIGIOSO.
Representación del Prendimiento, drama religioso que tiene por motivo la conmemoración del paisaje evangélico del Lavatorio, Cena, Oración en el Huerto, Venta y Prendimiento de Jesús.


HERMANDAD DE NUESTRO PADRE JESÚS PRESO Y MARÍA SANTÍSIMA DEL MAYOR DOLOR.
La Cofradía de Nuestra Señora del Mayor Dolor sale por primera vez el Miércoles Santo de 1989, a las 12 de la noche, de la iglesia de San Juan de Dios, con un solo trono. En 1990, se incorpora a la procesión la imagen de Jesús Preso, que debe su nombre al hecho de salir ese día, tras el Prendimiento. La estación de penitencia la hace sobre un trono en el que se ha colocado un monte de claveles rojos con cuatro faroles en los extremos.
Esta Cofradía ha elegido la manera y forma de llevar el paso que se asemeja a las cofradías sevillanas, aunque de donde han tomado la idea han sido de la Cofradía Nuestro Padre Jesús de la Humildad de Alcaudete. Los costaleros van ocultos bajo los faldones que cubren los tronos y el capataz va dándoles órdenes de viva voz.


JUEVES SANTO: PONTIFICIA Y REAL ARCHICOFRADÍA DE LA SANTA VERACRUZ, NUESTRO PADRE JESÚS EN LA COLUMNAY MARÍA SANTÍSIMA DE LA ESPERANZA.
Abre la procesión de la Santa Veracruz, llevada a hombros por mujeres. Esta cuerpo de costaleras fue el primero de este género que se creó en España, según la Hermandad y fue acordado en la junta celebrada el 19 de noviembre de 1982. Va seguida por las imágenes de Jesús de la Columna y la Virgen de la Esperanza. Estos dos pasos también procesionan llevados por costaleros, que son 85 para Jesús de la Columna y 34 para la Virgen. Cada paso lleva un capataz que utiliza toques de campana para dar las órdenes.
La imagen de Jesús en la Columna es seguida por dos sayones de menor valor artístico, que lo azotan con gestos despiadados. Van sobre un bello trono realizado en 1975, en cuyo frontal se sienta un niño vestido de ángel que representa el nexo de unión entre la procesión y el Prendimiento, que es organizado por esta Hermandad. Acompañan las imágenes unos 30 penitentes que visten túnica blanca y capirote verde.


COFRADÍA DE MARÍA SANTÍSIMA DE LOS DOLORES Y C RISTO DE LA BUENA MUERTE.
A la una de la madrugada hace el recorrido contrario, de la Iglesia de la Asunción al Calvario la llamada procesión del Silencio. Se trata de la vuelta al lugar de origen de las imágenes de la Virgen de los Dolores y el Cristo de la Buena Muerte, que salieron el Lunes Santo.


MAÑANA DEL VIERNES SANTO: PONTIFICIA Y REAL COFRADÍA Y HERMANDAD DE NUESTRO PADRE JESÚS NAZARENO, MARÍA SANTÍSIMA DE LOS DOLORES Y SAN JUAN EVANGELISTA.
La mañana del Viernes Santo el aire huele de otra manera, se dice que todo el mundo es nazareno ese día en Priego de Córdoba.
Antes de las 11 de la mañana, la multitud se apiña en el Compás de San Francisco a la espera de ver aparecer la imagen de Jesús Nazareno que, a esa hora en punto, sobre su trono, hace su salida de la iglesia de San Francisco ante la multitud que le aclama.
En sentido estricto, la procesión de Jesús Nazareno del Viernes Santo no es tal, ya que aunque va formada durante una parte del recorrido, el paso de Jesús siempre va rodeado por una muchedumbre de costaleros, personas que se quieren acercar al trono y acompañarle de cerca, cruces...
Los costaleros no se pueden cuantificar, a lo largo de toda la procesión pugnan por introducirse debajo de las andas, a veces, poniendo en peligro la estabilidad del paso, repitiendo un rito iniciático que se pierde en los tiempos. La marcha del paso es muy lenta, hacia delante, hacia atrás, hacia los lados, “¡Que lo trepan!”
Así, va siguiendo su itinerario hasta llegar al Palenque, en donde se desbanda la procesión y, al grito de “paso redoblao”, se le da el paso ligero que lo aupará hasta el Calvario. Marcando el paso, los tambores y cornetas imprimen un ritmo breve, repetitivo, desgarrador, que queda grabado en todos cuantos lo oyen. Una vez llegados al Calvario, la multitud espera expectante, junto a la Virgen, la bendición, con los hornazos levantados, a todo el pueblo. Es el clímax de la Semana Santa prieguense. A partir de ahí queda el retorno.
La procesión se forma nuevamente en la calle Río que, junto a la Virgen y las imágenes de San Juan, la Magdalena y la Verónica, aguardan la bajada de Jesús que, siempre envuelto en la multitud, recorre el resto de su itinerario hasta ser depositado en su capilla.


NOCHE DEL VIERNES SANTO:
REAL ARCHICOFRADÍA DE LA PRECIOSÍSIMA SANGRE DE NUESTRO SEÑOR JESUCRISTO Y NUESTRA SEÑORA DE LAS ANGUSTIAS Y NUESTRO PADRE JESÚS EN SU DESCENDIMIENTO.
Esta procesión salió por primera vez en 1970 y hace su salida de la Iglesia de las Angustias. El grupo escultórico de la Virgen de las Angustias está formado por la Virgen que sostiene sobre su regazo al Cristo, barroco. Pertenece a la escuela granadina y se fecha a finales del siglo XVII y se atribuye al círculo de los Hermanos Mora. En cuanto al paso de Jesús en su descendimiento, es un grupo que consta de cinco imágenes. Realizado por el imaginero local Niceto Mateo Porras, fue incorporado en 1995. Esta procesión está acompañada por más de 300 penitentes. Impresiona el carácter dramático, acompañado al son de bombos.


REAL COFRADÍA DEL SANTO ENTIERRO DE CRISTO Y MARÍA SANTÍSIMA DE LA SOLEDAD CORONADA.
Hace su salida la noche del Viernes de la Iglesia de San Pedro. A ella asisten representaciones de todas las cofradías. La Virgen de la Soledad es una imagen barroca del siglo XVII de autor desconocido. La imagen del Cristo yacente de finales del siglo XVI es atribuida a Pablo de Rojas.


DOMINGO DE RESURRECCIÓN:
REAL Y VENERABLE HERMANDAD DE NUESTRO PADRE JESÚS RESUCITADO Y MARÍA SANTÍSIMA DE CABEZA.
Sale el domingo de Resurrección por la mañana de la Iglesia de la Virgen de la Cabeza. Es la procesión oficial de Semana Santa, por ello acuden con sus respectivos pendones todas las cofradías prieguenses, así como las autoridades locales. Esta procesión tuvo sus orígenes en el siglo XVI. La imagen del Cristo es atribuida a Pablo de Rojas.



*Turismo de Priego de Córdoba


  • DOMINGOS DE MAYO


Tradicionalmente, se ha admitido que las fiestas de Mayo tenían su origen en un “voto” que hizo el pueblo, consistente en celebrar a perpetuidad solemnes cultos para librarse, por la intercesión divina, del entonces trágico contagio de la peste. Esa creencia se generalizó tanto que, en un coleccionable distribuido hace unos años por un periódico de máxima difusión, se incluía esta única referencia a las fiestas de Priego: “Los domingos de Mayo se celebran fiestas con orquestas por las calles para conmemorar que Priego se salvó de una peste: está todo el día el turutu formado, comenta un paisano”. La superficialidad casi grotesca del párrafo refleja fielmente, sin embargo, la constante referencia a las epidemias del siglo XVI como explicación de este alarde festivo-religioso. Repasando la bibliografía local, podrían citarse multitud de textos que durante los últimos cien años reafirman esa creencia. No obstante, la documentación histórica conservada apunta a que el motivo real es la plegaria para obtener un buen año de cosechas.

En estas fiestas, las imágenes titulares de las cofradías, durante cada domingo de Mayo, son expuestas en magníficos retablos que lucen ornamentaciones florales, luces, telas, velas, así como los más bellos candelabros y jarrones, llegando a conseguir cada Hermandad, en su afán de superación, año tras año, verdaderas obras de arte.
En los cultos religiosos destacan los acompañamientos musicales de coros y orquestas y las interpretaciones de “Arias” y “Plegarias” por destacados tenores y barítonos, expresamente contratados para ello.
Para solemnizar aún más la procesión, se lanzan miles de cohetes, se queman fuegos artificiales y se traen bandas de música, civiles o militares que, a veces, realizan vistosos desfiles al son de la música marcial.
El primer domingo procesiona la Hermandad Virgen de la Caridad, que hará su recorrido por el histórico Barrio de la Villa, bellamente engalanado; el segundo, Nuestra Señora del Buen Suceso; el tercero, la Virgen de la Soledad; el cuarto, Jesús en la Columna y el quinto, Jesús Nazareno.



  • CORPUS CHRISTI

Hablar de la fiesta del Corpus no sería posible sin hacerlo a la vez del barrio de la Villa, de sus paredes blancas de cal, que se dejan ver entre las macetas de geráneos. Las sombras y luces forman mil dibujos en el laberinto de su trazado. Olores a gayomba y perfumes a albahaca. Plazas, rincones y cruces. Las vecinas que miman las flores, guardan y cuidan con esmero el barrio, que ese día recibe, engalanado más que nunca, a la Custodia. Atrás, mientras repican las campanas, la procesión rompe a su paso alfombras multicolores por diversas calles de Priego.


  • ROMERÍA VIRGEN DE LA CABEZA


Celebrada en el mes de junio, la imagen de la Virgen de la Cabeza es trasladada por una carreta de yunta de bueyes hasta la ermita en la Sierra Los Judíos. Acompañada por todos los romeros, allí se celebra una misa, pasando el sábado en plena convivencia familiar y amistosa para regresar por la tarde del domingo a Priego, acompañada por la comitiva.



  • ROMERÍA DEL ROCÍO

También desde 1993 la Hermandad del Rocío de Priego viene haciendo el camino, saliendo de la parroquia de la Asunción, sede canónica de la misma, que, tras la misa, sale por diversas calles de Priego. Devotos y romeros, flautas y tamboriles acompañan a l Simpecado en su carreta tirada por bueyes.


  • PROCESIONES INFANTILES

No hay duda de que Priego de Córdoba es un pueblo arraigado al entorno cofrade y religioso. Desde temprana edad, los niños de esta localidad han mostrado, a lo largo de varias generaciones, una especial curiosidad y, desde siempre, han tratado de imitar a los mayores. Prueba de ello es que, pasados los meses de abril y mayo, de máxima expresión cofrade en Priego de Córdoba, los niños reviven lo que han visto y nos ofrecen, a su manera, una versión sensible y encantadora sobre el mundo de la procesión, haciéndonos acariciar la esperanza de una larga continuidad para nuestras tradiciones.



  • FERIA REAL

Sacada del casco de la ciudad, la Feria Real se sigue celebrando del 1 al 5 de septiembre, desde el año 1993, en su actual y moderno recinto del Parque Niceto Alcalá Zamora, llegándose a considerar como la gran feria del sur cordobés. Tradicionalmente, el día 3 se constituye como el día mayor, desplazándose todos los vecinos de los cortijos y aldeas cercanas.

Suele haber importantes acontecimientos taurinos que junto a los numerosísimos comerciantes ambulantes que viajan a nuestra ciudad, la feria del ganado y la moderna feria agrícola hacen de la de Priego de Córdoba una feria plural, colorista e intensa, no faltan espectáculos musicales, casetas y atracciones. La gran traca de fuegos artificiales pondrá el día 5 el broche final.



  • LA CANDELARIA

La noche del día 2 de febrero, en honor a la Virgen de la Candelaria, Priego siempre ha tenido la costumbre de hacer candelas. Esta fiesta se está manteniendo y promocionando gracias a diferentes cofradías y asociaciones que con bastante acierto las vienen organizando.

Durante la mañana de este día, en todas las casas no falta la típica rosca de pan que previamente se lleva a la iglesia para ser bendecida. Tras ese rito son llevadas a la casa o a la candelaria de la noche para ser comida untada en aceite de la tierra con aceitunas machacadas y bacalao, al son de cantos y rincoros, hoy ya prácticamente desaparecidos.



  • RELACIÓN DE FIESTAS Y VERBENAS DE PRIEGO Y ALDEAS

Por si fuera poco el calendario de fiestas de tipo religioso que ofrece el abanico de Priego de Córdoba, a éstas se une un gran número de verbenas y celebraciones populares que en los últimos años han proliferado, siendo difícil encontrar en el almanaque de Priego algún hueco libre donde no haya que festejar algo. Exposiciones, veladas, conciertos, etc... llenan un espacio lúdico para los que deseen huir de la monotonía.




*Turismo de Priego de Córdoba

Galería

Priego de Córdoba en el mundo

España Archivo:Bandera de España.png

Priego Municipio de la provincia de Cuenca

Priego de Córdoba / El patio sale a la calle en Rincones de Córdoba con encanto [1]

Priego de Córdoba reúne encantos suficientes como para llenar un libro por sí sola. Sin menospreciar el conjunto sobresaliente de sus iglesias barrocas, evocadoras del pretérito florecimiento económico alcanzado por la ciudad al amparo de su poderosa industria textil, inscribiremos en este inventario provincial de espacios con encanto dos indiscutibles: su barrio de la Villa y su Fuente del Rey.

Asegura el historiador de arte Jesús Rivas que “la red de estrechas calles, de directriz quebrada y de irregular disposición” del barrio de la Villa confirman su origen medieval. Y una somera guía turística publicada por el Ayuntamiento afirma que en la Villa, “de inspiración claramente medieval y musulmana, sus calles estrechas y de trazado tortuoso ofrecen un recorrido laberíntico, de sobra compensado por la armonía y belleza de sus casas y el resplandor unísono de la cal”.

Pero más que descripciones la Villa pide adentrarse en ella, recorrerla sin rumbo fijo y perderse enredado entre sus angostas y quebradas calles, engalanadas con macetas que, especialmente en primavera, revisten de vivos colores las encaladas fachadas de las casas. “Es que como los patios sin chiquitos y no entra la luz, pues se sacan las macetas a la calle”, asegura una vecina del barrio a modo de explicación, al percibir el asombro del viajero ante tal multiplicación de ‘callejas de las flores’. Según esa teoría, la Villa es una sucesión de extrovertidos patios populares que se sacan a la calle. Hay innominados callejones sin salida y plazas recoletas, como la de San Antonio, donde el viajero no se atreve a entrar sin pedir permiso, “¿se puede pasar?”, por temor a invadir la intimidad doméstica.

En vecindad con el fastuoso Sagrario de la Asunción, cuyas blancas yeserías transportan al cielo, la Villa reviste de flores la austeridad ascética de la cal. “Pues esto cuando hay que verlo es el día del Corpus”, recomiendan los vecinos. Y es que el día grande del barrio es la fiesta del Corpus, cuando la custodia renacentista de la Asunción se adentra, entre nubes de incienso, en sus calles inverosímiles adornadas con finas colgaduras bajo una persistente lluvia de pétalos.

Ya de por sí, los meros nombres de las calles tienen evocadores acentos populares, como Jazmines, Real, Bajondillo, Piloncillo, plaza de los Caballos o Puerta del Sol; son topónimos que valen por una descripción.

Pero además hay muchos detalles que no pasan desapercibidos a todo viajero observador que se pierda en el barrio con predisposición para dejarse seducir. La limpieza de las calles empedradas. Su bendita peatonalidad, pues la estrechura impide el paso de los autos. La aproximación que experimentan en calles angostas, como Bajondillo, los aleros de los tejados, hasta casi besarse. La profusión de verdes macetas en muros, balcones y ventanas, de las que brotan por mayo cascadas de gitanillas, malvalocas y geranios. Los planos de luz y sombra que, en complicidad con aristas, esquinas y tejados, dibuja el sol sobre las fachadas. El silencio conventual, que permite escuchar el eco de los propios pasos o el jubiloso canto de un canario tras la puerta entornada. Las mimadas casas de homogénea sencillez, sin mellas de abandono ni construcciones que atenten contra la unidad arquitectónica. Incluso los alimenticios aromas, en fin, que inundan las calles a mediodía, que permiten adivinar, casa por casa, lo que se cuece en los pucheros.

Una vez que el viajero rompe el cautiverio de las calles estrechas y desemboca en el Adarve por el Bajondillo o la Puerta del Sol es como si recobrara la libertad. El Adarve es una luminosa balconada que a lo largo de doscientos metros de curvo trazado se abre al paisaje al borde de un profundo tajo natural, que sirvió en su origen como baluarte defensivo. Una barandilla de hierro protege el balcón sustentada por blancos pilarillos. De trecho en trecho la baranda incorpora cuadrados miradores recorridos por asientos de hierro, que parecen suspendidos en el vacío, alumbrados por artísticas farolas. No faltan las viejas fuentes de piedra con sus caños de fresca agua cristalina. Cuando el Adarve penetra en el paseo de Colombia o de las Rosas, los miradores dulcifican la forma tornándose curvos, e incorporan poliédricas farolas inspiradas sin duda en las de la hermandad de la Aurora.

Desde el balcón la vista puede desmenuzar el paisaje: las huertecillas que verdean a los pies, la cinta gris de la carretera que se aleja, los montes moteados de olivos, la aldea de La Concepción blanqueando bajo la sierra de los Judíos... El paseo por la Villa seduce de tal forma que el viajero nunca olvidará las sensaciones aprehendidas. </div>

Referencia

  1. MÁRQUEZ, F.S.. Rincones de Córdoba con encanto. 2003. Diario Córdoba

Priego de Córdoba / El sueño de Neptuno en Rincones de Córdoba con encanto [1]

La Fuente del Rey –debe este rey ser Carlos IV, en cuyo reinado fue erigida– es el canto de cisne de un barroco tardío, pues se construyó entre 1802 y 1803 con proyecto de Remigio del Mármol, artista alcalaíno afincado en Priego, a caballo entre el barroco y el neoclásico. Se organiza la fuente en tres estanques ligeramente escalonados, en cuyos simétricos perfiles predominan las curvas. Si observa el viajero, el primer estanque tiene forma de trébol, y reúne en sus caños los mascarones más vistosos y artísticos, todos diferentes; en el centro del estanque un león lucha con un dragón, obra temprana del escultor neoclásico José Álvarez Cubero.

En el segundo estanque, que es también el mayor, destaca un vistoso grupo escultórico labrado por Remigio del Mármol, que representa a Neptuno, dios romano de las aguas, conduciendo un carro tirado por dos caballos marinos, y su esposa Anfitrite, abrazada a un pez. Delicados relieves mitológicos decoran el carruaje que transporta a ambas figuras. El tercer estanque, de contorno bulboso, carece de escultura central pero la incorpora a los pies: un mascarón flanqueado por animales marinos cuyas grandes fauces constituyen el sumidero del agua.

Pero la mayor fascinación de la fuente reside sin duda en sus dorados caños –pruebe el viajero a contarlos, a ver si son 139–, entonando al unísono un coro acuático, que unido al rumor del agua al desbordarse en los estanques, crea un envolvente y refrescante murmullo. La concepción teatral de tan vistosa fuente incluye bancos de piedra adaptados a su perímetro para que así el viajero pueda contemplar el espectáculo cómodamente sentado desde cualquier perspectiva que elija.

Los corpulentos plátanos de sombra que crecen a la izquierda del espacio –remodelado en l997 “en beneficio de su conservación y mayor esplendor”, según reza una lápida– son como una cortina vegetal que aísla del entorno urbano este sueño de Neptuno, compendio de agua y barroco, las dos palabras que mejor resumen a Priego. Este sí que es un lugar para vivirlo más que para verlo deprisa, por lo que el viajero deberá olvidarse del reloj y dejarse envolver por el mágico ambiente que emana de tan sabia conjunción de elementos.

Aunque la del Rey sea la fuente vedette de este singular espacio por su originalidad y emplazamiento, no hay que pasar de largo por la fuente de la Salud, que permanece discretamente agazapada detrás, como si sintiera un cierto complejo de inferioridad. Se trata de una fuente manierista fechada en 1585, que conjuga la naturaleza del manantial con la arquitectura del muro almohadillado y el templete para la Virgen de la Cabeza. En l987 se produjo el desgraciado robo de la imagen, reemplazada hoy por una digna réplica, obra del escultor Manuel Jiménez.

Dialogan en tan cercanas fuentes los lenguajes del manierismo italiano y el barroco tardío, separados por más de dos siglos. La primera es como un espejo del renacimiento, que traslada al viajero a la época del humanismo, mientras que la segunda le sumerge en una fiesta acuática llena de teatralidad

Tienen las fuentes por hermosa antesala la calle del Río –topónimo evocador del curso fluvial que circuló por su superficie, hoy oculto bajo el pavimento, al que se adaptó el trazado sinuoso de las líneas de fachada–, el mejor escaparate de casas señoriales que existe en la provincia. Y aunque ya desaparecieron algunas de sus antiguas mansiones para dar paso a edificios modernos que desentonan por su diseño y altura, perduran una docena de buenas casas señoriales; así, en la acera de los impares conviene que el viajero se fije en las números 9, 27, 31, 33 –casa natal de don Niceto Alcalá-Zamora, presidente de la II República Española, convertida en museo–, 39, 41, 45 y 47, mientras que en la acera de los pares destacan los números 30, 50 y 54. En general son mansiones de principios del siglo XX, algunas de ellas con rasgos modernistas y regionalistas.

Compitiendo con la arquitectura civil se asoman a la calle dos de los templos que enriquecen el legado artístico de Priego: la recoleta ermita de la Virgen de las Angustias, de 1775, comparada con un joyero rococó, y la iglesia del Carmen, terminada en 1821, que conjuga el último rococó con el primer neoclásico, patente en la sinigual fachada, coronada por teatrales estatuas. </div>

Referencia

  1. MÁRQUEZ, F.S.. Rincones de Córdoba con encanto. 2003. Diario Córdoba

Localización

{{{descripción}}}

Direcciones de Internet

Fuentes bibliográficas

El contenido de este artículo incorpora material de una entrada de la Enciclopedia Libre Universal, publicada en castellano bajo la licencia GFDL.


Fuente

El contenido de este artículo incorpora material de una entrada de Wikipedia, publicada en castellano bajo la licencia GFDL.

Principales editores del artículo

Hay 14 otros contribuyentes a esta página.

Valora este artículo

  • Actualmente2.27/5

2.3/5 (11 votos)