Buena Muerte (Córdoba)

De Cordobapedia
Saltar a: navegación, buscar

Hermandad de Nazarenos Congregantes del Santísimo Cristo de la Buena Muerte y Nuestra Señora Reina de los Mártires.

Pasos

Reseña Histórica

Como antecedente lejano, no puede obviarse que las Congregaciones de la Buena Muerte, vinculadas y promovidas por la Compañía de Jesús, han estado muy extendidas desde el siglo XVII.

Por ello, aunque la fundación de la Hermandad de la Buena Muerte tiene lugar en 1943, siendo sus primeros estatutos aprobados por el Obispo Adolfo Pérez Muñoz en 1944, la Cofradía, nutrida en sus inicios por congregantes de la Inmaculada y de San Luis Gonzaga, quiso desde sus orígenes inspirarse en estas primitivas congregaciones.

Es esta la razón por la que el primer Cabildo de Oficiales, encabezado por el Hermano Mayor Enrique Luque Ruiz encargara al prestigioso imaginero Antonio Castillo Lastrucci:

La traza, modelo y talla en madera y encarnaciones de un Jesús Crucificado bajo la advocación de Santísimo Cristo de la Buena Muerte, la cual estructura y sin menoscabo del sello original que imponga su autor, deberá tener concordancias estéticas y espirituales con el que del mismo nombre se venera en Sevilla, en la Iglesia de la Universidad, salido de las gloriosas gubias del muy ilustre maestro Cordobés Juan de Mesa…

Como es sabido, Juan de Mesa y Velasco realizó la talla del Cristo de la Buena Muerte para la Casa Profesa de la Compañía de Jesús en Sevilla. De forma casi simultánea, la Hermandad encomienda al imaginero la realización de la talla de la Reina de los Mártires, para la que se solicita al artista que se inspire en la popular Virgen de la Hiniesta, obra del mismo autor.

En 1946, por entonces solo con el paso de Cristo, obra también de Antonio Castillo Lastrucci, la Hermandad realiza su primera Estación de Penitencia en la madrugada del Viernes Santo, inaugurando de esta forma una jornada inédita en Córdoba en los tiempos modernos. Desde ese día el estricto silencio y compostura en la Estación ha sido una de nuestras señas de identidad

La primera salida del bellísimo paso de palio de Nuestra Señora Reina de los Mártires, aún inacabado por entonces, se remonta a 1951. En ella se conjugan los esfuerzos creativos de dos insignes artistas de la época. Jesús Domínguez en la orfebrería y Esperanza Elena Caro en el bordado.

Pese a que la madrugada del Viernes Santo ha sido siempre el día habitual de salida de la Hermandad, este hecho ha tenido algunas excepciones. Desde 1961 a 1963 (si bien este último año no llegó a realizarse la Estación por la lluvia), la Cofradía pasó a ocupar el primer lugar de la tarde del Viernes Santo. El cambio de jornada vino motivado por las modificaciones introducidas en el itinerario oficial por la Agrupación de Hermandades y Cofradías, que durante esos años fijó como carrera oficial el entorno de la Catedral, desde el Palacio Episcopal. Excepcionalmente también, en 1973 vuelve a cambiar su día de salida pasando a preceder a la Cofradía de las Angustias en la noche del Jueves Santo. Este cambio vino motivado por una concordia establecida entre ambas cofradías a peticion de la Buena Muerte , autorizada por el Obispado de Cordoba para soslayar problemas organizativos de coincidencias de horarios y recorridos,asi como para intentar evitar la falta de publico que era patente, tanto durante la Carrera Oficial, como por los itinerarios parciales a tan altas horas de la madrugada. Este cambio no prosperó, volviendo a ocupar su lugar en la madrugada al año siguiente. [2]

En 1978, en el momento de salir, los costaleros profesionales que iban a portar los pasos realizan un plante, negándose a salir si no se atendían determinadas reivindicaciones. Ante este hecho, el Hermano Mayor ,Francisco Berchez Gonzalez, de acuerdo con la Junta de Gobierno, y ayudado por algunos voluntariosos hermanos costaleros ,incluso de otras Hermandades,que con gran cariño se ofrecieron a ello,se consigue completar una cuadrilla que ese año portaría el paso del Santísimo Cristo, quedándose en la Colegiata el palio de la Virgen. Sin embargo, este desgraciado incidente fue el germen para la formación, al poco tiempo, de una cuadrilla de Hermanos Costaleros.

Entre 1984 y 1985 se restauran las imágenes titulares por Francisco Peláez del Espino.

En 1990 El Cabildo General de Hermanos, consciente del espíritu que debía impregnar la salida procesional, acuerda realizar la Estación de Penitencia en la Santa Iglesia Catedral, en la forma que hasta hoy se mantiene ininterrumpida, con la excepción de 1998, año en que por imposibilidad de conciliar la hora de salida que marcan nuestros Estatutos (00’00) con la imposición por parte de la Agrupación de Cofradías de entrar en Carrera Oficial a las 1´30 horas, la cofradía se vio obligada muy a su pesar a prescindir de la Estación en la Catedral.

En 1991 El imaginero Miguel Ángel González Jurado restaura nuevamente la imagen del Stmo. Cristo de la Buena Muerte, al sufrir ésta un accidente en el proceso de montaje de los cultos de dicho año.

En 1993 la Hermandad celebró su cincuenta aniversario con un importante programa de actividades, con ciclos de conferencias ( La imaginería contemporánea y Antonio Castillo Lastrucci, Orfebrería, con especial referencia a Jesús Domínguez. Los talleres de Bordado. Una aproximación al Trabajo de Dª Esperanza Elena Caro, Música procesional. Estudio de la figura de D. Pedro Gámez Laserna…), cultos extraordinarios, y la edición de un cartel conmemorativo. Otro cartel, esta vez realizado por el pintor D. Mariano Aguayo, conmemoró en 1996 el cincuentenario de la primera salida procesional de la hermandad, bajo el lema “Cincuenta madrugadas”.

En 2004 se modifican los Estatutos para adaptarlos al Estatuto Marco de Hermandades y Cofradías de Semana Santa, dictado por el Obispado. Desde esa fecha las hermanas de la cofradía realizan Estación de Penitencia en igualdad de condiciones que los hermanos varones.

En la actualidad, la hermandad genera sus recursos a través de las cuotas de sus hermanos, que alcanzan un número próximo a 650, los donativos, papeletas de salida, lotería de navidad y explotación de la Cruz de Mayo. La obra social se canaliza en su mayor parte a través de la Compañía de Jesús, con colaboraciones en campañas de alimentos y juguetes, donativos para proyectos de desarrollo en el tercer mundo, y colaboraciones con instituciones dedicadas al cuidado y asistencia a mayores.


Hermano Mayor

NazarenoBuenaMuerte01.jpg

Hábito

Túnica de cola y cubrerrostro negros, cinturón de esparto.

Templo

Real Colegiata de San Hipólito.

Horario

  • Salida: 24:00
  • Entrada: 05:00

Itinerario

Lugares Recomendados

Tronos

Enseres Destacados

Nazarenos

308

Fuente Autorizada

Principales editores del artículo

Hay 5 otros contribuyentes a esta página.

Valora este artículo

  • Actualmente3.86/5

3.9/5 (7 votos)